EE.UU conmemoró el 11-S, al cumplirse 10 años del atentado

El presidente Barack Obama y su antecesor George Bush encabezaron juntos el acto central en la Zona Cero para recordar a las víctimas del ataque contra las Torres Gemelas. Los norteamericanos rememoran el horror del trágico día que cambió al mundo.

La ceremonia en memoria de las casi 3.000 víctimas de los atentados del 11 de septiembre de 2001 comenzó este domingo en Nueva York, cerca del sitio de los ataques contra las torres gemelas del World Trade Center, en presencia del presidente Barack Obama y su predecesor George W. Bush.

Como hace 10 años, el cielo se mostraba azul sobre Manhattan, mientras que Obama ocupaba su lugar en la tribuna y un coro entonaba las estrofas del himno nacional estadounidense.

"Dios es nuestro refugio y nuestra fuerza, una ayuda muy presente ante las dificultades", dijo Obama en una breve introdución a la ceremonia, citando un salmo bíblico

Poco después, a las 08H46 locales, Nueva York observó un minuto de silencio, marcando el momento exacto cuando hace 10 años el primero de los dos aviones secuestrados impactó en una de las torres del World Trade Center, comenzando los ataques del 11 de septiembre.

Este fue el primero de los seis momentos de silencio que se observarán durante la ceremonia en la Zona Cero: uno por cada impacto en las torres, otro por el ataque al Pentágono, otro por el vuelo 93 que se estrelló en Pensilvania y otros dos por el instante en que se derrumbaron cada una de las torres.

Por su parte, el alcalde Nueva York, Michael Bloomberg, aseguró que desde los atentados los ciudadanos estadounidenses nunca podrán olvidar lo que pasó en la Zona Cero.

"Hemos compartido palabras y silencios desde entonces", afirmó. Luego, convocó a realizar el primer minuto de silencio en coincidencia con el horario del choque del vuelo 11 contra la Torre Norte, para recordar a "todos los que fallecieron" en el ataque terrorista.

De inmediato, se comenzaron a leer uno a uno el nombre de las víctimas fatales de los atentados por parte de algunos de sus familiares.