Impulsan inserción laboral a víctimas de trata

Impulsan inserción laboral a víctimas de trata

Desde la Defensoría del Pueblo diseñan una segunda etapa del programa que contiene a las mujeres rescatadas. Se busca crear una empresa o fábrica para que puedan obtener un salario.



Cuando en 2009 la Defensoría del Pueblo de Córdoba puso en marcha su programa institucional “No a la Trata de Personas”, no pensó obtener los logros que hasta el momento alcanzó. Lo que comenzó con actividades de difusión procurando la concientización de la sociedad, continuó con la capacitación a docentes, municipios y policías, y la apertura de un refugio que brinda asistencia integral a las víctimas de este flagelo, con la colaboración del Fiscal General de la Provincia, la Fundación Mucho Amor para Compartir y la Fundación María de los Ángeles.
Actualmente, la labor del refugio es extensiva a las defensorías de Santa Fe y Paraná, dentro de la Región Centro, y cuenta con personal especializado para la contención, seguridad y orientación de las mujeres que son rescatadas.
El ombudsman cordobés, Mario Decara, afirmó que en una segunda etapa que espera implementar el año próximo, la Defensoría del Pueblo buscará una salida laboral para las víctimas de la trata.
“Estamos convencidos de que si a la víctima no la reinsertamos en la sociedad, lamentablmenete vuelve a prostituirse y lo que es más triste es que lo hace por voluntad propia. Por eso comenzamos dándole una casa de contención, donde puede quedarse meses, y estamos diseñando un proyecto para que pueda tener una salida laboral”, adelantó Decara.
El proyecto está en etapa de elaboración, y hasta el momento contempla que todas las víctimas puedan trabajar en la elaboración de un producto a comercializar, protegidas con vigilancia, para evitar que su explotador vuelva a capturarlas.
“No puede ser cualquier lugar en el que ellas puedan ir a trabajar, porque si no esa persona que la explotaba, la va a buscar para llevársela nuevamente. Será un lugar exclusivo para víctimas, donde producirán un producto que a su vez va a ser comercializado, en el ámbito oficial, para que puedan cobrar su sueldo y dispongan de su propio dinero”, adelantó el defensor del Pueblo de Córdoba.
En una tercera etapa, que llevará se adelante en un largo plazo, se espera cerrar el círculo de contención, con la creación de un plan de vivienda que garatice a estas mujeres recuperadas, su techo propio.
“Lo haremos al finalizar esta gestión o quedará para el próximo defensor del Pueblo, pero con este proyecto le daremos una solución definitiva a esta problemática”, advirtió Decara, quien finalizará su mandato como ombusman en 2013.