Morales quiere a Juez como aliado

Uno de los máximos referentes del radicalismo nacional dijo soportar las descalificaciones del jefe del Frente Cívico. Descoloca a Aguad, que busca diferenciarse.

Gerardo Morales descolocó ayer a Oscar Aguad al manifestar que es posible una alianza electoral con Luis Juez.
Después de destacar el diálogo que la Unión Cívica Radical tiene en la provincia de Buenos Aires con Francisco De Narváez, y con el socialismo en Santa Fe, Morales dijo: «A nosotros se nos plantea la discusión de hablar también con Luis Juez, de Córdoba”. “Nosotros lo respetamos como dirigente, aunque muchas veces descalifica al radicalismo, pero nosotros estamos dispuestos a discutir», agregó en declaraciones a radio Mitre el presidente del bloque de senadores nacionales.
Morales tropieza por segunda vez con la misma piedra. Ya en 2009 apoyaba la decisión de Mario Negri de ir junto a Luis Juez en las elecciones nacionales. Y lo hace pese a tener razón respecto al maltrato que Juez le dedica a la UCR.
El 11 de abril, el candidato a gobernador del Frente Cívico expresó a radio América que “hoy el radicalismo es la continuidad de un modelo vetusto como el peronismo en los Noventa”.
«No vamos a participar en un frente con la UCR, con Oscar Aguad en Córdoba no podemos hacer nada. El problema no es Aguad y (José Manuel) De la Sota, sino son los intereses que representan, con los grupos de poder de la provincia», había manifestado. Y siguió: «Tenemos que terminar de un cuarto de siglo de corrupción en la provincia. Córdoba tuvo desmanejos y despropósitos, nuestra intención es trabajar fuertemente. Una fórmula presidencial con Pino (Solanas) y (Hermes) Binner seria ideal para representar a la ciudadanía».

Elecciones nacionales
Morales parece referirse a las elecciones nacionales del 23 de octubre próximo, a la que invitaría a Juez a sumarse, pero sus palabras complican a Aguad porque hasta ahora la campaña del candidato a gobernador de la UCR ha consistido en diferenciarse del líder del Frente Cívico. Aguad no quiso opinar sobre el asunto, aunque se habría comunicado con Morales, quien recurrió al clásico «me sacaron de contexto».
El senador jujeño afirmó que el radicalismo pretende formar un «frente nacional, socialdemócrata» de cara a las elecciones de octubre y, en ese marco, ratificó que «prevé una estrategia» de incorporar en la provincia sectores del Peronismo Federal pertenecientes a Francisco De Narváez.
«Nosotros pretendemos este frente nacional, socialdemócrata, pero que también prevea una estrategia que amplíe una base de sustentación en las provincias y en el armado de las provincias, en el caso puntual de la provincia de Buenos Aires incorporar en la discusión, el debate y el diálogo con sectores del Peronismo Federal, particularmente con Francisco De Narváez», explicó.
No obstante, el dirigente radical aclaró que sigue el diálogo con el socialismo, el GEN y la Coalición Cívica, aunque también reconoció problemas en ese armado, al tiempo que manifestó que «en esta semana o en la próxima» cada uno de estos partidos deberá tomar una definición.
«Hay ruido con ese tema, no sólo por lo que sale en los medios de comunicación sino por las conversaciones que se están manteniendo desde la dirigencia de nuestro partido con el GEN en la provincia de Buenos Aires», admitió Morales.
El GEN, consideró, «es un partido importante para conformar el frente nacional que pretendemos con el socialismo y también con la Coalición Cívica, a pesar de la negativa de Elisa Carrió, (pero) vamos a insistir hasta el último minuto en la posibilidad de que también la Coalición Cívica forme parte de este acuerdo nacional».

No al rejunte
Aseguró que «tampoco queremos un rejunte, queremos un proyecto nacional, un frente nacional sostenido en partidos que tengan una cohesión ideológica pero sí queremos a nivel de las provincias discutir la incorporación de sectores del peronismo disidente; en ese marco se inscribe el diálogo con Francisco De Narváez que pretendemos dar».
Sin embargo, el jefe del bloque de senadores radicales aseveró que en ese marco no es posible un acuerdo con el PRO. «Un acuerdo nacional con el PRO como partido nacional nosotros no estamos de acuerdo y no estamos planteando un tema en contra de Mauricio Macri, con quien tenemos un buen vínculo».